Feliz 2018

Treinta y uno de diciembre de 2017. Ya se nos va yendo el año vereda abajo. Camina despacio, y en sus pensamientos y fardos, la certeza de haber sido un tiempo especial: como todos los años que se suceden desde que el ser humano los cuenta y nombra.

Punto de inflexión en los propósitos futuros, que ahora se descubren nuevos y flamantes. Quizá escondidos aún entre la maleza de los días que han de llegar. Y así, un instante en el universo de cada cual para examinar también el pasado, acomodar las vivencias, descubrir la suavidad y el aroma de aquellos besos dados; también de aquellos con los que hemos sido regalados y sin esperarlo.

Laguna 2

Un segundo en la inmensidad de todos los espacios para cerrar los ojos y encontrarme conmigo mismo para entender que no necesito nada más que el calor de tus manos, el timbre de tu voz, unas caricias furtivas y una sonrisa filtrada con los rayos del sol de mi ventana.

Nada existe que sea más urgente que el amor. Y por ello estoy aquí escribiendo estas breves lineas, porque quiero desearte un nuevo año abarrotado de amor.

Feliz año! 🙂

Laguna

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s